jueves, 16 de junio de 2011

Pagar por (no) ir al gimnasio

Un nuevo sistema propone cobrar una penalidad a aquellos que incumplan con su rutina física